LA GRAN MENTIRA DEL GOOGLE PAGE SPEED Y LA VELOCIDAD DE TU WEB – ¿ES ÚTIL PARA SEO?

Hoy hablamos del Page Speed. ¿Es útil para SEO? ¿Realmente mide la velocidad de tu página? Quédate… hoy tenemos un SEO-post divertido

Lo vamos a redactar en un tono totalmente desenfadado por ser las fechas que son. Pero antes que nada… ¡dale al play!

Y, para esta ocasión traigo al que es uno de mis mejores amigos a día de hoy.

En este momento, por circunstancias de la vida, muchas veces mis mejores amigos suelen ser también las personas con más talento dentro de sus disciplinas o como poco muy buenos… son realmente buenos y podría decir que todos ellos configuran el equipo B30.

Jaime Sempere ha sido programador de HP y de varias startups con gran capital en el ecosistema emprendedor español.

Del mismo modo, es alguien con quien conecto porque tiene la misma manía que yo, tan insana como romántica: think big o lo que es lo mismo… piensa en grande.

Está creando un CMS que competirá con el mismísimo WordPress (aunque él diga que no y a pesar de las innumerables discusiones que hemos tenido sobre ese tema): Mishell.

Fue el creador del plugin Adsensei B30 junto conmigo, el cual pusimos gratis a disposición de toda la comunidad.

En definitiva, es capaz de hacer que el código “hable”, algo que constato cuando voy a verlo a su apartamento de soltero en Zaragoza y miro sus monitores, hasta arriba de numeritos que no alcanzo a entender, sobre una mesa llena de Redbulls vacíos y alguna que otra copa de Baileys a medio acabar por mi parte.

Aprovecho para decirte antes de dejarte con él, lector, que en este post hablaremos del Page Speed y de mi plantilla Adsensei Theme utilizada en mi blog de dinosaurioss.com y rápida como pocas, la cual hemos vuelto a poner a la venta de forma definitiva.

Nadie lo sabe, pero una vez tuve que salvar al Universo. Recolecté las cinco gemas del infinito, surqué dos galaxias, negocié con Estela Plateada e imploré ante Galactus al otro lado del agujero negro de una supernova.

Pues bien, todo aquello no fue nada en comparación con la tarea que tengo hoy entre manos: escribir sobre el Page Speed.

Y tú querido lector, lo sé (al igual que supe cómo hacer reír a Galactus – y salvar al universo – con un simple chiste de Gila), no paras de preguntarte cosas cómo:

  • ¿Me aclararás de una vez por todas qué es exactamente el Page Speed?
  • ¿Qué es mejor, las siete bolas de dragón o el 100 de 100 en el Page Speed?
  •  ¿Cómo de importante es?
  • ¿Un Page Speed positivo me ayuda a posicionar mejor?
  • ¿Por qué es tan polémico?
  • Y sobre todo, ¿y quién puñetas eres tú para hablar del Page Speed?

Bueno, pues dale un sorbito a la botella de ron, arremángate y coge el bisturí que nos toca diseccionar al Page Speed.

Empezando por la última, servidor, además de artista bohemio, estrella malograda del rock and roll y un amante irregular con momentos de auténtico genio mezclados con otros de mediocridad, también guarda en el armario un traje de programador, justo al lado de las mallas de Spiderman.

Si has usado el plugin AdSensei B30, posiblemente habrás visto mi nombre por ahí junto al imitador más grande de Dani Martin que se está perdiendo España (si quieres sacarle los colores a Dean, puedes preguntarle por esto abajo en los comentarios).

Pero antes, déjame adelantarte. No, amigo, no hay nada como las bolas de dragón.

Mi visión como programador

Como pequeño aparejador de Matrix, me gusta que haya belleza en el código. Que sea simple, sencillo, como un jardín Zen en el que cada cosa está donde tiene que estar y hace lo que tiene que hacer.

Por eso, creo que puedo entender un poquito al incomprendido Google Page Speed de algún modo… lo cual no quiere decir que no sea consciente de la enorme importancia desmedida y errónea que se le da a día de hoy.

Con ambos puntos de vista contrapuestos presentes… voy a aportar mi opinión como programador parafílico de los bits.

Lo que quiere Google cuando te pide un Page Speed 100

¿Preparado para saber lo que quiere Google? Lo único que Google te pide, es una pequeña, pequeña cosa de nada:

– Todo.

(Ves cómo las bolas de dragón irían muy bien aquí).

Google tiene una idea (acertada pero algo alejada de la realidad) de cómo tendría que ser la página perfecta, en términos de optimización (ojo, hablamos de optimización y  no de velocidad ).

➔  El Page Speed no te indica realmente la velocidad cuantitativa de tu página . No. Nones. No. Repito no. Para el del fondo de la clase. Que no. Para los que vengan al día siguiente y se les haya olvidado lo que dimos ayer. Que no.

Lo que te dice el Page Speed es el grado de mejora que tiene tu página respecto a esa versión ‘perfecta e idealista’ que podría ser tu página.

En otras palabras, si tu página saca un 80 en Page Speed, no significa necesariamente que sea más lenta que una que ha sacado 90, sino que tienes más margen de mejora en cuanto a optimizar tu página.

Tu página podría sacar un 100 y otra página de 90 aún podría ganarte en velocidad cual Flash de MARVEL con sobredosis de Redbull.

Y no solo eso. Sus criterios para determinar la puntuación, en ocasiones son un poco absurdos (ver más adelante el caso desgranado de dinosaurioss.com).

Pero no me creas solo a mí. Los mismos chicos del archiconocido plugin WP-Rocket, escribieron un buen artículo (Por qué no deberías preocuparte del Page Speed) donde con capturas incluidas mostraban esta gran incongruencia:

  1. 3 ejemplos de sitios rápidos (velocidad de carga entre 461ms y 881ms) que sacaban una puntuación mala: entre 30 y 41 en versión mobile.
  2. Y en contrapunto, un sitio lento (velocidad de carga 2.7 segundos) con un 87 en Page Speed en versión mobile…

A continuación, te dejo una captura extraída del artículo en cuestión.

Señalar, además, que el sitio rápido aún pesa más que el lento (casi 900Kbs frente a 431kb), con lo que su velocidad aún tiene más mérito ya que carga el doble de contenido. Mira cómo aún así Google le da una mala puntuación:

Mi visión como programador

Como pequeño aparejador de Matrix, me gusta que haya belleza en el código. Que sea simple, sencillo, como un jardín Zen en el que cada cosa está donde tiene que estar y hace lo que tiene que hacer.

Por eso, creo que puedo entender un poquito al incomprendido Google Page Speed de algún modo… lo cual no quiere decir que no sea consciente de la enorme importancia desmedida y errónea que se le da a día de hoy.

Con ambos puntos de vista contrapuestos presentes… voy a aportar mi opinión como programador parafílico de los bits.

Lo que quiere Google cuando te pide un Page Speed 100

¿Preparado para saber lo que quiere Google? Lo único que Google te pide, es una pequeña, pequeña cosa de nada:

– Todo.

(Ves cómo las bolas de dragón irían muy bien aquí).

Google tiene una idea (acertada pero algo alejada de la realidad) de cómo tendría que ser la página perfecta, en términos de optimización (ojo, hablamos de optimización y  no de velocidad ).

➔  El Page Speed no te indica realmente la velocidad cuantitativa de tu página . No. Nones. No. Repito no. Para el del fondo de la clase. Que no. Para los que vengan al día siguiente y se les haya olvidado lo que dimos ayer. Que no.

Lo que te dice el Page Speed es el grado de mejora que tiene tu página respecto a esa versión ‘perfecta e idealista’ que podría ser tu página.

En otras palabras, si tu página saca un 80 en Page Speed, no significa necesariamente que sea más lenta que una que ha sacado 90, sino que tienes más margen de mejora en cuanto a optimizar tu página.

Tu página podría sacar un 100 y otra página de 90 aún podría ganarte en velocidad cual Flash de MARVEL con sobredosis de Redbull.

Y no solo eso. Sus criterios para determinar la puntuación, en ocasiones son un poco absurdos (ver más adelante el caso desgranado de dinosaurioss.com).

Pero no me creas solo a mí. Los mismos chicos del archiconocido plugin WP-Rocket, escribieron un buen artículo (Por qué no deberías preocuparte del Page Speed) donde con capturas incluidas mostraban esta gran incongruencia:

  1. 3 ejemplos de sitios rápidos (velocidad de carga entre 461ms y 881ms) que sacaban una puntuación mala: entre 30 y 41 en versión mobile.
  2. Y en contrapunto, un sitio lento (velocidad de carga 2.7 segundos) con un 87 en Page Speed en versión mobile…

A continuación, te dejo una captura extraída del artículo en cuestión.

Señalar, además, que el sitio rápido aún pesa más que el lento (casi 900Kbs frente a 431kb), con lo que su velocidad aún tiene más mérito ya que carga el doble de contenido. Mira cómo aún así Google le da una mala puntuación:

Ahora, incluso el análisis del Page Speed, te sugiere que uses formatos de ‘nueva generación’ como JPEG 2000, JPEG XR y WebP. Pero basta de charla técnica, vamos a hablar de Romuald, de Dean y de Amazon. Que sí hombre, que sé que sin un poco de salseo os dormís.

Páginas con “mal” Page Speed que posicionan de puta madre

Disclaimer: La narración que sigue a continuación es pura ficción y cualquier parecido con la realidad es pura coincidencia.

Los tres encapuchados con túnica se reunieron en el sitio acordado, a la hora señalada, bajo la tenue luz de unas velas al borde de consumirse. Ni móviles, ni nombres, ni nada que sirviese para registrar aquella reunión en las sombras, tal y como dictaban las normas. 

Con ademanes ceremoniosos, hicieron el saludo que les identificaba como miembros de aquella secta cuyo nombre no se puede pronunciar.

– No puedes hacer eso, hermano lector. – dijo el encapuchado con voz aterciopelada y pausada.

– ¿No queréis que la gente sepa la verdad? ¿No sois vosotros los que lucháis contra el sistema y por despertar a la gente?

– Claro que sí, pero no a costa de dispararnos en el pie. ¿Recuerdas que aún estás en período de prueba, hermano? – su voz contrastaba con la de sus vídeos histriónicos. Era calmada e hipnótica, al mismo tiempo que firme.

– Siempre me gustó el riesgo. Y la verdad. Dejarme llevarla a más gente. Dejarme mostrar vuestras vergüenzas para convencerles de una vez. Para que despierten, se olviden del Page Speed, y se centren en otras cosas más importantes, como luchar por sus sueños y un buen enlazado interno.

Los dos interpelados cruzaron miradas por un instante, en el que parecieron decirse todo. Finalmente acordaron:

– Está bien, pero no olvides que estás a prueba. A ver cómo sale esto. Si luego tenemos problemas, habrá consecuencias.

Y ambos se alejaron del lugar con el mismo sigilo con el que habían llegado.

El aspirante (que ahora lucía una media sonrisa maquiavélica) se quedó en la penumbra, frotándose las manos pensando “mah, pero qué post más rico y salsero voy a escribir”

AvesExoticas.org by Romuald Fons

Recuerdo cuando Romuald Fons (le debo una entrevista, caballero, en cuanto deje al Whiskey, el tabaco y las señoritas que cobran por horas, palabra de borracho) presentaba su plantilla Orbital, en la que llegó a mostrar un Page Speed 100 de 100.

¿100 de 100 con WordPress? Mis respetos, hermano. Creo que conseguir un 100 de 100 con WordPress es bastante jodido (detalles más adelante – pero qué manera más zafia de generarte intriga y no soltarte, eh amigo lector -).

Y ahí la tienes, igualmente posicionada en primer lugar para muchas de sus palabras clave con gran volumen de búsqueda.

¿Es Romuald tonto? ¿Es Orbital una mierda? ¿Van todos los perros buenos al cielo? No. Ni mucho menos. Y sí (junto con los caballitos ponys y los osos amorosos).

Estoy seguro de que Romuald -si quisiera- podría subir esa puntuación hasta un 100 o casi un 100, pero simplemente creo que no se ha preocupado aquí (y para mala suerte de él, lo hemos pillado).

Ha pasado un poco del Page Speed, centrándose en las cosas que realmente importan para posicionar una página.

Lo cual me recuerda el caso de otro SEO quizá todavía “aún más guapo” que Romuald Fons.

Me estoy refiriendo a ese monstruo de las SERPS. A esa fiera de las keywords. A ese bestia parda del enlazado interno. Al crack del Inbound Marketing. Un gigante, que digo un gigante, un titán, un semi dios, un hijo bastardo fruto de una salvaje orgía entre SemRush, Ahrefs y Sixtrix… el gran… Dean Romero.

Resulta que todo ese trabajo de posicionamiento lo hizo Dean, sin tocar, ni preocuparse lo más mínimo sobre el Page Speed.

Cuando Dean se propuso sacar a la venta la misma plantilla que había construido a medida para ese nicho, nos pusimos a mirar el Page Speed y sorpresa, sorpresa… sacaba unos 40 y pocos puntos en el Page Speed.

Actualmente, tras instalar y ajustar el plugin WP-Rocket (para aplicar lazy loading de imágenes y minificación de CSS y Javascript), hemos conseguido subirla hasta un 78:

Y según Google Page Speed estos son nuestros 4 pecados capitales cometidos para no llegar al 100:

Te los desgrano (y casi desmonto) uno por uno. Atento a lo tiquismiquis y tocapelotas que puede llegar a ser el Page Speed:

  1. Publica imágenes con formatos de próxima generación. Resulta que ahora a Google ya no le convence ni el JPG comprimido, nos aconseja usar JPEG 2000, JPEG XR y WebP, como formatos que comprimen mejor las imágenes. Hay plugins por ahí que te pueden convertir todas tus imágenes subidas a WebP (aquí tienes una buena guía), pero te cito las conclusiones de ese mismo artículo:

    Aún no es algo banal el uso de webP en WordPress y, bajo mi punto de vista, hasta que WordPress no incluya soporte nativo del formato, pero sobre todo, hasta que la mayoría de los navegadores no sean compatibles, creo que es mejor de momento no hacer experimentos con el formato.

  2. Pospón la carga de archivos CSS. ¿Qué carajo es esto? Los archivos CSS son los encargados de darle la estética a tu web. Son la chapa y pintura. Sin ellos tu web parecería un texto plano de arriba abajo, como una web del pleistoceno. Normalmente se cargan al comienzo de la página, para que la persona que entre ya ‘la vea bonita’. Lo que Google sugiere es que el CSS lo insertes una vez cargada la web. Intentarlo te puede llevar al efecto anteriormente citado (Flash Of Unstyled Text, donde la página está unos segundos viéndose ‘fea’, un efecto que no es que quede muy bien de cara a tus visitantes ➔ peor respuesta de usuario).
  3. Elimina los recursos que bloqueen el renderizado. Y cuando despliego este punto, ¿qué archivo JavaScript me encuentro? El de jQuery, tócate los huevos. ¿No podías dejarme pasar el único archivo de JavaScript que sí que debería cargarse de los primeros, no amigo Google? Si hacemos lo que dice Google, o llevamos mucho cuidado o podemos cargarnos el funcionamiento de cualquier plugin, como el típico pop-up para capturar suscriptores. jQuery es como ‘el motor’ del que puede tirar cualquier plugin en un momento determinado. Si hubiese un archivo de JavaScript que tiene algún motivo para cargarse el primero, este sería el jQuery.
  4. Usar un tamaño adecuado para las imágenes. Aquí se me llegó a quejar de dos imágenes, una pude optimizarla (ahorrando unos increíbles 8Kb), pero la otra no hubo manera de bajar su peso, por muchos optimizadores que le pasé. Me rindo Google, ahí te comas esos 4Kb extras de esa imagen que dices que está sin optimizar.

Amazon by Amazon

No quería dejar de mencionar a Amazon (este no acudió a la reunión nocturna de la secta, pero nos puso un fax diciendo que adelante con sacar sus vergüenzas también).

El gigante Amazon, con posiblemente una de las mejores infraestructuras informáticas de todo el mundo (no en vano, la revende como servicios en la nube) saca un ‘impresionante’ 33.

¿Hacen falta más comentarios? Si a Amazon no le quita el sueño su Page Speed… ¿por qué te lo va a quitar a ti?

Punto positivo para Raiola Networks (y mis fatídicos 50 minutos)

Déjame contarte mi metida de pata y un momento de agobio infinito que pasé mientras escribía este post.

Cuando empecé el post, estuve diseñando y programando las tarjetas rotatorias que has visto al principio.

Parte del trabajo consistía en ajustar el CSS, para eso utilicé la posibilidad que te da WordPress para añadir un CSS customizado.

El proceso consistía en ir haciendo ajustes continuamente y pulsando el botón para guardar. Adicionalmente, de vez en cuando también guardaba el borrador del post.

Básicamente el proceso era: ajuste del CSS, pulso en publicar. Toquecillo en el post guardo borrador. Así mil veces.

Recuerdo que el día anterior (antes de ponerme con las tarjetas), mientras escribía el comienzo del post, estuve pensando: “ostia, como le dé a Publicar post en vez de Guardar borrador la puedo liar parda”.

¡Adivina qué pasó! Que en algún momento, en el ajuste número 200, mi mente ya solo veía botones azules para publicar, y ¡plas!.. Efectivamente, la líe parda y le di a publicar al post (este post) en borrador y sin formato alguno casi.

50 minutos estuvo publicado en la portada de Blogger3cero, un post sin imagen asociada, con un título de mierda provisional y con divagaciones de un pseudo escritor borracho que aún buscaba y experimentaba con el tono del artículo.

Cuando me di cuenta: sudores fríos, los huevos en la garganta, y una risa de loco me atacaron a la vez. Pensé “bueno no pasa nada, porque se haya visto un ratillo, además la mayoría de gente entra a artículos, antes que en la home… bla bla”.

A los cinco minutos (cuando ya lo había puesto de nuevo en borrador) me llega un Whatsapp de Dean “¿qué has hecho loco?“. “Están compartiendo por Twitter tu post sin terminar…” (ahí ya los huevos me hicieron en la garganta ‘ding, ding, ding!’).

Afortunadamente, no me echaron de la secta y todo quedo en una buena metidita de pata de servidor sin mayor daño (salvo mi subida de tensión y un pensamiento de “pero qué burro eres” que aplaqué con media botella Jack Daniels).

Todo esto tuvo una buena cosa.

Un lector del blog (David Lozano, con una web muy guapa por cierto), dejó un comentario avisando del error.

Intercambié un par de correos con él para comentarle que sí, que trabajo con monos con ballestas en mi casa y uno había disparado una flecha en todo el botón de “Publicar” sin querer.

Y me comentó algo interesante sobre el hosting de Raiola.

Resulta que habían migrado el software de sus servidores a un servidor más veloz (LiteSpeed frente al clásico Apache), para mejorar las velocidades de carga (puedes leer más de esto en el link adjuntado al final del post).

Con esto, la propia página de David, había pasado de 80 a 95 en mobile y de 95 a 100 en Desktop (me comentó que por medio del plugin Autoptimize ya había conseguido buenas puntuaciones en el Page Speed).

Así que este apartado es también para felicitar a Raiola por sus esfuerzos en tener unos servidores rápidos que satisfagan las necesidades de sus clientes.

Nota de Dean: comentario especial para Alvarito de Raiola Networks, que tiene que venir a verme a Madrid ya, ¡vuelve cabrón! Y a Martín de Raiola, que da a favorito en Twitter a cosas que no debería xD

Más allá de que Raiola pueda decir “que tío más salado” y me envíen un buen Whiskey (Álvaro, japonés si puede ser, por favor), no guardo ninguna relación con ellos ni nada similar, pero al César lo que es del César.

La anécdota es 100% real, y creo que pegaba bien como chascarrillo y prueba de que tu hosting también puede influir en el Page Speed. Además, ya que lo pasé mal, así me resarzo, le doy sentido al momento de agobio máximum infinito y todo acaba teniendo sentido, y cuadrando como un puzzle cósmico.

Conclusiones, consejos y divagaciones de un borracho de bar

Me vais a perdonar, pero nunca fui demasiado bueno con el copy de los subtítulos…

PageSpeed y el problema de WordPress

El problema de intentar optimizar y exprimir a fondo el Page Speed con una plataforma como WordPress es (entre otros) su arquitectura de plugins.

Los plugins van añadiendo archivos JavaScript y CSS según estén programados. Esto te puede llevar a problemas a la hora de (como hemos hablado) minificar o tratar de postergar la carga de estos archivos.

Y ahí está uno de los problemas principales a los que te enfrentarás si te obsesionas con alcanzar el 100 del Page Speed con tu página de WordPress. Será difícil que llegues al 100 sin ‘romper algo‘ por el camino.

Cómo mejorar el Page Speed con WordPress

Mi consejo (en caso de que quieras jugar un poco a mejorar tu Page Speed) es que pruebes algunos de los plugins mencionados. Te dejo una pequeña lista a continuación:

  1. WP-Rocket: un buen plugin que te puede ayudar a subir tu Page Speed (además de implementar mecanismos de caché muy aconsejados para una plataforma como WordPress). Además también te permite activar lazy loading para imágenes.En una de las páginas de Dean (con la plantilla Adsensei Theme -la misma que dinosaurioss.com-) conseguí pasar, en mobile, de un 58 a un 93 tras un par de ajustes con este plugin. ¿La contra? Es un plugin de pago.
  2. W3 Total Cache: un clásico ya conocido por todos. De los plugins más completos para configurar la caché, con opciones para minificar y postponer la carga de CSS y JavaScript, además de, como es obvio, añadir una caché a tu WordPress. ¿Pegas? Quizá que sea demasiado complejo.
  3. WP Super Cache + Autoptimize: WP Super Cache es un plugin de caché más sencillo de configurar, mientras que Autoptimize te ayudará a minificar, retrasar los scripts y ajustes similares. Puede ser un buen combo, junto con un plugin de Lazy Loading.
  4. Y alternativamente, aunque desconozco exactamente, el impacto que puede tener en tu Page Speed, te aconsejo añadir a tu web un CDN como cloudflare

Muchas veces se achaca un mal Page Speed a una plantilla. Pero como has podido ver a lo largo de todo el artículo, la plantilla llega hasta donde llega.  Mejorar tu Page Speed, casi siempre será cuestión de plugins .

Por favor no pierdas de vista esto

¿Cuál es la frase cliché más repetida por los marketers después de la de “aportar valor” (arcada)?

Pues la de “dame tu dinero para que yo pueda vivir la vida de mis sueños”, digo… “focofocofoco“. ¿Te suena?

El Page Speed es una métrica con la que la gente se obsesiona, y sus efectos a la hora de posicionar, parecen bastante nimios.

En la sección final tienes varios artículos.

Entiendo que a todos nos gusta tenerla cuanto más larga mejor. Por eso nos obsesionamos con esa métrica.

Y lo peor, es que al final, olvidarás “el foco”: el centrarte en cosas de tu web que importan un millón de veces más para posicionar una web que tener un Page Speed de 100 (trabajar los contenidos, la navegación/usabilidad, un buen enlazado interno… vamos todo lo que haga que el visitante permanezca más rato en tu página).

Así que mi consejo es, si realmente decides ponerte a ajustar tu Page Speed, tómate como mucho una hora o dos de tu tiempo, con una cerveza al lado, mientras pruebas alguno de los plugins, aprendes a configurarlos y juegas un poco a toquetear aquí y allá a ver qué efecto van provocando.

Un placer, señores y señoras, y nunca me dejen de bailar rock&roles.

Jaime Sempere.

You May Also Like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *