Cuando cambiar el nombre de tu empresa te ayuda a ganar clientes: el caso Segundamano

Muchos negocios se basan en la tradición, en permanercer a lo largo del tiempo para ganarse la cofianza de sus clientes. Pero muchas veces esa misma memoria colectiva que los sitúa a lo largo de los años en una determinada actividad se vuelve en su compra. Y en estos casos es cuando cambiar el nombre de tu empresa te ayuda a ganar clientes.

Es el caso de Segunda Mano, un popular medio para anunciar la compraventa de segundamano entre particulares. El periódico era hace unos cuantos años la referencia tanto para vender como para comprar. Pero las plataformas digitales empezaron a comerle terreno. Aunque su medio se adaptó a los nuevos tiempo y disponía de una plataforma para comprar y vender online y a través del móvil no acababa de funcionar.

El cambio de nombre se produjo hace dos años, pasando a ser Vibbo. Desde entonces hasta ahora la mitad de los clientes que tienen actualmente son heredados de segundamano, pero la otra mitad son nuevos usuarios que se acercan a Vibbo, que no se identificaban como usuarios de Segundamano.

Esta capacidad de reciclaje ha facilitado establecer nuevas sinergias, aprovechar el conocimiento del sector de un equipo que lleva años trabajando en este área y a la vez tener la capacidad de ofrecer algo más fresco para nuevos usuarios. Muchos de ellos no se veían utilizando el mismo servicio que sus padres para vender o comprar algo.

En este sentido la estrategia omnicanal ha sido fundamental. No basta con ofrece una página web, sino que el móvil es protagonista, con el 75% del tráfico a través de este tipo de dispositivos. Cada día son más los usuarios que no encienden el ordenador al llegar a casa. El móvil cumple todas sus necesidades, también para comprar.

Para muchas tiendas online es precisamente en el momento de la compra donde muchos usaurios se pasan la ordenador. Por eso es imprescindible ofrece una buena pasarela de pago, que haga que éste sea seguro, pero a la vez cómodo, teniendo en cuenta la usabilidad para que se complete la venta.

Un artículo escrito por Carlos Roberto

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*