5 maneras de que tu empresa progrese este verano

Light lamp icon. Vector splash paint illustration.

El verano suele ser un período del año en el que muchas empresas ralentizan su actividad en relación a lanzamientos de producto, nuevas alianzas, reuniones y reestructuraciones. De cara al cuarto trimestre del año, estas son algunas de las claves para aprovechar los meses estivales,

Los CEOs y altos ejecutivos de las compañías están acostumbrados a que los meses de verano sean los más tranquilos del año, pero existen muchas estrategias para maximizar los días durante ese trimestre y aprovechar el tiempo como una oportunidad de reflexión sobre el futuro de la empresa y la implementación de cambios centrados en la calidad y el progreso.

Es fundamental establecer metas previas para sacar partido a los meses de verano, durante los cuales es importante echar la vista atrás para analizar los objetivos logrados durante la primera mitad del año, evaluar el compromiso de los empleados o estudiar la efectividad de los procesos de toma de decisiones en el seno de la compañía. A continuación, encontrarás algunas vías que te conducirán al progreso de la compañía.

5 claves para que tu compañía avance el próximo verano

  • Revisa la Misión, Visión y Valores de tu organización (MVV): Puedes aprovechar los meses de verano para revisar estos aspectos corporativos y de esta manera orientar mejor tus acciones de marketing y afrontar de forma óptima los problemas e imprevistos. Es importante que no se queden en palabras vacías, representen a largo plazo a tu compañía y contribuyan al desarrollo de las ambiciones y objetivos de la misma.
  • Analiza las metas anuales de la compañía: En muchas ocasiones, el entorno a la hora de revisar de forma mensual o trimestral los KPIs y OKRs -o cualquier otra métrica que utilices de forma interna en tu negocio- es de presión, prisa o urgencia. Por tanto, puedes usar el período estival para, en un contexto menos frenético, revisar los objetivos anuales con una perspectiva a largo plazo. 
  • Establece una meta preeminente para ti: Especialmente a medio-largo plazo es fundamental planificar objetivos individuales que encajen con la misión, visión y valores de la compañía. Puede relacionarse con el nuevo diseño de tu ecommerce, la búsqueda de un socio o la fusión con un competidor, el compromiso en torno a nuevos materiales o el cambio en las fuentes de financiamiento o donaciones.
  • Reflexiona acerca de los procesos internos de toma de decisiones: Es fundamental lograr que sean de elevada calidad, basadas en el consenso del equipo y con resultados medibles. La propia plantilla debe ser una máquina de toma de decisiones que precisa un mantenimiento regular y desengrasar periódicamente sus bisagras. Por ello, puedes estudiar nuevas técnicas y diseñar un plan de acción relacionado con el proceso de toma de decisiones.
  • Huye de tu zona de incomodidad: Al contrario que la zona de confort, también existe una zona de malestar de la que los altos ejecutivos y CEOs deben intentar escapar, puesto que en su día a día se enfrentan a prioridades cambiantes, ambigüedad e incertidumbre. Por tanto, dedica tiempo para ordenar el caos que te rodea, detectar los factores que propician tu incomodidad y aprender a lidiar con los próximos retos de la empresa. También puedes intentar situarte en un ambiente nuevo -un retiro espiritual, voluntariado o escapada inspiracional- para buscar nuevas oportunidades de confort.

Vía | Inc

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*