El SEO ha sido, a lo largo de los años, una cuestión muy importante a la hora de hacer estrategia de marketing online dentro de las empresas. Solo haciendo bien los deberes en SEO lograban las marcas posicionarse de forma destacada en los buscadores (dígase realmente Google) y solo así conseguían conectar de forma más masiva con sus potenciales consumidores. En un internet en el que la página de inicio generalizada era un buscador, ser capaces de posicionarse mejor que la competencia en los resultados de búsqueda resultaba absolutamente clave.

Pero a medida que fueron apareciendo nuevos jugadores en internet y a medida que fueron haciéndose cada vez más populares nuevos escenarios, como es el caso de las redes sociales, las cosas fueron reajustándose y fueron apareciendo nuevas cuestiones y nuevas dudas. ¿Son tan importantes los buscadores en los tiempos de las redes sociales?, se preguntaban mucho. ¿Se necesita ocupara una posición tan destacada en Google ahora que todo el mundo parece estar accediendo a la información a través de la página de inicio de su red social favorita y ahora que, para buscar qué consumir y qué comprar, uno no busca simplemente online, sino que se queda con lo que sus amigos y contactos en social media están diciendo?

En los últimos años, han sido muchos los que han adelantado la muerte del SEO y que han señalado que este se ha vuelto completamente irrelevante. Ha pronosticado que las marcas abandonarían sus esfuerzos por ser las primeras en las listas de búsquedas y se han concentrado en encontrar elementos completamente diferentes para conectar con los consumidores y para posicionarse frente a ellos. Pero, al mismo tiempo, han existido analistas que han recordado que los consumidores siguen usando (y mucho) los buscadores y que, más que desaparecer, el SEO simplemente se está ajustando a los nuevos tiempos. Los consumidores siguen buscando cosas, aunque lo hagan de un modo completamente distinto.

busqueda-por-voz-seo

En ese nuevo reajuste del SEO y de las búsquedas están, por supuesto, las crecientes búsquedas móviles, que se han adaptado además a lo local para conectar con los consumidores en el momento y en el espacio en el que ellos están en ese momento. No solo eso: también se ha convertido en crucial otro elemento, o al menos tiene todo el aspecto de irse a convertir en crucial en un momento dado bastante además inminente. Las búsquedas de voz están empezando a convertirse en menos exóticas y han empezado a crecer a medida que los asistentes que las posibilitan lo hacen. Y, mientras crecen las búsquedas de voz, las marcas tienen que empezar a intentar comprender qué deben hacer para conectar con esos consumidores.

Las marcas tienen, por tanto, que empezar a pensar en cómo hacer SEO para estas búsquedas de voz. Como explicaba un evangelista de Microsoft en un evento en Nueva York y tal y como recoge Warc, las marcas tienen que ir un paso más allá de las palabras a la hora de crear estrategia y a la hora de intentar comprender qué hacer para conectar con sus potenciales consumidores. Según explica Christi Olson, la evangelista, las búsquedas de voz se convertirán en un elemento mainstream en los próximos 5 años. Es decir, en el próximo lustro dejarán de ser algo raro y ocasional para convertirse en un elemento por defecto, por así decirlo.

El cambio generacional

De hecho, ahora mismo y en el caso concreto de Bing, las búsquedas de voz son ya el 5% de todas las búsquedas que se realizan en un mes y (un dato mucho más interesante) una cuarta parte de todas las que se realizan desde el móvil. Los números deben servir como una especie de campanilla de alerta: según los expertos, las marcas suelen quedarse un tanto por detrás a la hora de fichar y aprovechar las nuevas tendencias en búsquedas.

Las búsquedas de voz viven además una suerte de cambio generacional. Mientras que los consumidores de más edad pueden sentirse un poco más incómodos usando ciertas herramientas y pidiéndole al móvil cosas, esto y ano sucede cuando se cambian las cosas y cuando se pasa a las generaciones más jóvenes. Cuanto más joven es el consumidor, menos incómodo se siente usando el asistente de voz del móvil. ¿Qué implica esto? El futuro de las búsquedas de voz es prometedor.

Un artículo publicado en Puro Marketing