La industria que ofrece música en su plataforma previo pago se está encontrando con grandes piedras en su camino. Los consumidores de estos servicios cada vez están menos predispuestos a pagar por ello, ya que ven abusiva la cantidad que se pide.

En una encuesta realizada por YouGov y por Zuora en Reino Unido, se muestra la creciente preferencia de los consumidores por pagar una cantidad fija para el acceso a un servicio como es Netflix o Spotify en lugar de comprar los productos directamente.

musica-y-mujer

Entre aquellos encuestados que no están suscritos a plataformas de música de streaming, el 48% aseguró que rechaza pagar por estos servicios por el elevado precio.

Servicios que ofrecen música en streaming como Apple Music o Spotify cobran una cuota mensual de 9,99 euros y permite el acceso a enormes bibliotecas sin anuncios.

Amazon Prime Music es un poco más barato, pero su long tail no es tan vasta como los anteriores, puesto que solo ofrece alrededor de un millón de canciones. Sin embargo, Amazon acaba de lanzar Music Unlimited por 7,99 dólares, posicionándose como un servicio más completo a la altura de Spotify Premium.

Siguiendo con la encuesta, un tercio de los suscriptores encuestados afirmó consumir música en streaming diariamente y rara vez escucha la radio. Otro dato interesante es que más de la mitad sentenció que probablemente nunca compraría de nuevo otro CD.

En resumen, podemos concluir que las plataformas que ofertan servicios de música en streaming deberán experimentar con nuevos paquetes de contenidos o plantearse reducir los precios para poder abarcar un público mayor.

Un artículo publicado en Marketing Directo