Paseando por cualquier calle de cualquier ciudad no le costará encontrarse con tiendas que nos regalan escaparates perfectamente ordenados donde cada producto está colocado con un propósito. El objetivo no solo pasa por despertar la atención de los posibles clientes sino facilitar además la visibilidad de todo lo que somos capaces de ofrecer.

Un planteamiento que en el mundo de las tiendas físicas está totalmente asentado desde hace ya más tiempo del que podemos recordar, pero del que parece que muchos se han olvidado en su transición al mundo del e-commerce.

Craso error si tenemos en cuenta que el mundo digital plantea una mayor cantidad de retos que el físico. La atención de los usuarios es limitada y debemos tener mucho cuidado a la hora de ofrecerle toda la información sin llegar a ser intrusivos o interrumpir su experiencia (basta con echar un vistazo a los datos de ad blocking para ver que están que echan humo).

liberar

Debemos ofrecerles una experiencia lo más intuitiva posible donde el usuario sienta que tiene toda la libertad. Piense que ya ha conseguido poner en marcha su tienda online, todos sus productos y servicios se encuentran incorporados a sus sistemas y las campañas de publicidad han comenzado a dar sus frutos atrayendo sus primeros clientes. ¿Por qué descuidar la distribución?

El mundo online y offline ya no están separados (al menos en la mente del consumidor) y el objetivo es ofrecer la mejor experiencia omnichannel. Este es el reto de los retailers.

Para ello es recomendable contar con el asesoramiento de expertos en hosting para e-commerce, que nos guíen en este proceso puesto que cuidar hasta el último detalle es fundamental para no estropear el recorrido que con tanto mimo hemos construido. Contar con una buena estrategia de distribución de productoses la clave para que el cliente realmente confíe en nuestra marca y vuelva a nuestro site.

Partiendo de la base de una estrategia de distribución acertada volvemos a poner el foco en uno de los puntos de los que hemos hablado con anterioridad: lapublicidad. Ahora que nuestros productos y servicios ya son visibles y accesibles para nuestros clientes hay que darlos a conocer de una forma más eficiente.

Las claves para alcanzar el éxito en una estrategia de marketing online pasan por cinco puntos que no debemos olvidar: apostar por la interacción, despertar la atención del consumidor y ofrecer regalos como descuentos y promociones.

¿Preparado para organizar su escaparate online para sus clientes no se resistan?

Un artículo publicado en Marketing Directo