Apple, Samsung, Motorola, LG… son marcas internacionales muy reconocidas en telefonía móvil. Incluso fabricantes chinos, como Xiaomi, Meizu o Huawei, empiezan a tener fama en nuestro país. No en vano, Huawei es una de las tres firmas de smartphone más comercializadas en España. Pero dentro de esa misma lista está BQ, una empresa española que el año pasado consiguió el récord del móvil libre más vendido del país. Por eso, a continuación se presentanvarios modelos de teléfono de esta compañía, además de otras marcas españolas de smartphones que luchan por hacerse un hueco en este competitivo mercado.

BQ, la marca española de móviles más popular
BQ ostenta el título de móvil libre más vendido en España a finales del año pasado con su terminal Aquaris E5. ¿El secreto de su éxito? Una excelente relación calidad-precio. Si bien los acabados no son tan lujosos como en otras marcas, ofrecen las mismas funcionalidades a un precio bastante más reducido: a partir de 139,90 euros por su modelo básico Aquaris E4.
Aparte de este, hay otros diseños de BQ con diversos tamaños de pantalla, hasta llegar al Aquaris E6, un dispositivo con pantalla de seis pulgadas a medio camino entre teléfono y tableta (también llamados phablets). Aunque este tamaño de pantalla puede ser poco práctico para algunos, otros lo ven bastante más cómodo para realizar cualquier tarea con el móvil o disfrutar de imágenes y vídeos. El E6 de BQ tiene, además, un coste de 299,90 euros, por debajo de cualquiera de sus competidores en esta misma gama.

Como curiosidad, BQ también cuenta con smartphones con sistema operativo deUbuntu, para quienes quieran probar algo diferente más allá de iOS o Android.

Energy Sistem, del multimedia a los móviles

Energy Sistem es también una empresa española conocida, sobre todo, por dispositivos multimedia como reproductores de MP3, auriculares, altavoces, etc. Pero ahora se ha lanzado también al mercado de los móviles con tres terminales para elegir: desde el básico Energy Phone Colors al precio de 64,90 euros (perfecto como primer teléfono para un niño), hasta su buque insignia, el Energy Phone Pro Q1, con procesador de ocho núcleos, pantalla Full HD 1.080p de cinco pulgadas y soporte para carga inalámbrica, por 251,10 euros.
Todos los modelos de Energy Sistem tienen doble ranura SIM, lo que permite tener dos teléfonos en uno. Eso sí, de acuerdo con las especificaciones técnicas de su página web, todos ellos usan por el momento Android 4.4, que no es la versión más reciente del sistema operativo de Google, un defecto que también se encuentra en los BQ.

Sunstech, Wolder y Vexia: móviles españoles para elegir

Igual que Energy Sistem, Sunstech figura como otra reconocida marca de tecnología doméstica que se ha metido de lleno en el diseño y creación de móviles inteligentes. Ofrece cuatro terminales distintos, desde uno muy básico por 119,95 euros hasta el más alto de gama. Este se llama Sunstech Arrow, un smartphone de acabados angulares equipado con pantalla Full HD, procesador de ocho núcleos, SIM doble y Android 4.4, entre otras características. Su importe es un poco más elevado si se compara con otros modelos similares: 319,95 euros.
Una firma que llama la atención es Wolder. Por un lado, porque algunos de sus dispositivos han sido elegidos como móvil o tableta oficial de populares programas de televisión; y, por otro lado, porque dentro de su amplia gama de terminales, cuentan con algunos de diseño especial. Uno de ellos es el miSmart Xelfie, que está diseñado para hacer los mejores selfies, gracias a una cámara frontal de ocho megapíxeles y la superficie trasera táctil, que permite tomar la foto con más comodidad. Tamién está el miSmart Xenior, pensado sobre todo para los más mayores: sonido alto y claro, menús intuitivos y muy visuales, textos de gran tamaño e, incluso, un botón especial de ayuda “SOS” para llamar a un número prefijado en caso de emergencia. Los precios van desde los 99 euros del modelo más básico, hasta los 219 del más avanzado, el miSmart WAVE8.
Por último, otro fabricante español que hace smartphones es Vexia. Los terminales de Vexia van desde el diseño básico de cuatro pulgadas por 119 euros, hasta un llamativo phablet de 6,5 pulgadas (el más grande de todos los mencionados en este artículo) por 149 euros. Ambos están dotados de una interfaz propia denominada Zippers y sus características técnicas no son muy avanzadas, de ahí el precio tan reducido. Para un modelo más moderno, hay que irse hasta el modelo de cinco pulgadas, con procesador de ocho núcleos, pantalla HD, SIM doble y Android 4.4. Este último tiene un importe de 179 euros.

Ventajas y desventajas de móviles españoles

Al revisar las marcas y los modelos de móviles diseñados en España, es posible encontrar varios puntos en común entre todos ellos.
Por un lado, todos (o casi todos) ofrecen la posibilidad de usar doble SIM, algo que no es habitual hallar en marcas internacionales. Los modelos más avanzados cuentan con procesadores muy potentes (ocho núcleos en la mayoría de casos) y sus precios son muy competitivos, bastante por debajo de otras firmas.
Por otro lado, también coinciden en ciertas carencias, como la escasez de memoria interna, aunque esto se arregla rápido con una tarjeta de memoria microSD. Además, y quizás esto sea lo más molesto para algunos usuarios, no es frecuente que incluyan la última versión del sistema operativo Android (la mayoría siguen en Android KitKat) y, además, le añaden elementos propios, como apps preinstaladas o una interfaz diferente a la estándar de Android.
Con todo, el coste es muchas veces el elemento decisivo, y en ese punto está claro que las marcas españolas se lo han tomado en serio y tienen ofertas difíciles de superar.